Leídos: 461 veces
Si, pequeña J. A., el 8 de junio de 2010 me ocurrió todo aquello, ya viene de lejos, y más cosas que siguieron pasandome. Ya lo había comprendido. Por eso te dije que el único que tenía que curarse era yo.Y que tenía que estar solo para no volver a hacer daño. Abandono..., es mi infierno, lo sé ahora. Y tenía que sentirme completamente solo para comprenderlo. La dije no a ella, pero no supe la forma apropiada de decirte sí a ti. Y aunque deba seguir sólo, o intentarlo, ya no quiero Nunca Jamás, volver a ser como era, porque odio con toda mi alma a esa persona, yo. Y la voy a echar de mí, aunque sea lo último que haga, aunque ya nada me quede nada. Te lo debo a ti, que eres la única que me ha querido de verdad. L.
Calificación de frase-numero-13375