Leídos: 812 veces
Tenía tantas ganas que fueras de verdad; que te inventé. Ahora no sé como "desinventarte"...
Calificación de frase-numero-4928